7 SIGNOS DE ALERTA, que no estás comiendo suficiente.

La alimentación y dieta adecuada juegan un papel vital en nuestra capacidad atlética y salud. Una nutrición pobre es un claro ejemplo de debilidad que impedirá el progreso necesario. Si sigues la guía de comida del CrossFit, es decir, verduras verdes, carnes magras, pescados, nueces, semillas y poca azúcar, debes notar los cambios en breve espacio de tiempo. Si no es así, tal vez tu problema es que no estás comiendo suficiente. Este inconveniente puede causar pérdida de masa muscular, baja energía y un estado de estrés muy alto. ¿Sabes cómo identificar estos factores?

Mal humor y estrés elevado

Tal vez pienses que no tiene nada que ver, sin embargo, está muy relacionado con la mala alimentación. El estrés diario que sufrimos se puede volver crónico, puesto que significa que segregamos un alto contenido de hormonas como el cortisol, que tienen un impacto negativo y provocan enfermedades, alta presión sanguínea y obesidad.

Además, la irritabilidad puede ser signo de que no comes suficiente. Los carbohidratos complejos existentes en las verduras son esenciales para la producción natural de serotonina. Esta sustancia mejorará tu humor y creará un efecto calmante en tu organismo que rebajará tu estrés.

Pérdida de masa muscular

Si experimentas estrés crónico, las hormonas del estrés estarán siempre elevadas, hecho que provocará catabolismo muscular. Es decir, que si no estás comiendo suficiente, perderás masa muscular por mucho que trabajes.

Tu cuerpo necesita carbohidratos complejos y grasas buenas que transformar en energía para el trabajo. Pero si tu cuerpo no tiene una fuente adecuada de estos nutrientes, la buscará en otra parte del organismo, y será en las reservas de grasas, o la quemará de tu masa muscular.

No lograr la pérdida de grasa deseada

En contra de las creencias populares, a veces comer más ayuda a perder peso. Si no ingieres combustible a través de una nutrición adecuada, el cuerpo lo buscará en las reservas y los músculos.

Además, la pérdida de masa muscular ralentizará tu metabolismo, puesto que cuanto más músculo tienes, más grasas quemas al descansar. También influyen los niveles de estrés y cortisol, que permiten que aumente el almacenamiento de grasas en áreas como el estómago.

Recuperación pobre tras el WOD

El WOD requiere alta intensidad y provoca un gran estrés físico y mental en nuestro cuerpo. La energía del organismo se drena casi por completo, por lo que debemos hacer cuanto sea necesario para recuperarla tras las rutinas. Hacer ejercicios de movilidad y descanso es esencial. Pero hay un factor realmente clave, que es la alimentación.

Si te sientes especialmente débil tras un WOD de intensidad media, tal vez no estás comiendo suficiente. No puedes esperar que tu cuerpo funcione a tope si no le inyectas el combustible suficiente a tal efecto.

Para ingerir la energía necesaria, no es mala idea tomar algo de proteína y carbohidratos tras el WOD, puesto que 20 minutos tras el ejercicio tus músculos siguen destruyendo proteínas, y la síntesis correcta de esta sustancia es clave para su desarrollo.

No lograr el aumento de masa muscular deseado

La hipertrofia muscular se debe a un aumento de masa muscular. Factores como el tipo de ejercicio, la intensidad o una dieta adecuada están directamente relacionados.

Obviamente, el CrossFit incide directamente en el aumento de masa muscular. Si no es así, es probable que no estés comiendo suficiente. Si quieres ver cómo crece tu musculatura, necesitas levantar cada vez más peso. Por lo tanto, es obligatorio comer suficiente para dotar a tu cuerpo de la energía y fuerza necesaria a tal efecto.

Estás constantemente hambriento

Es sencillo, si siempre tienes hambre, es que no estás comiendo suficiente. Y este hecho suele generarse en dietas altas en carbohidratos simples, procedentes de la fruta y la comida procesada, junto a un bajo consumo de proteínas y grasas buenas.

Los azúcares y carbohidratos simples se digieren rápidamente. Este es el origen de que tu cuerpo necesite constantemente más alimento.

Debes consumir carbohidratos complejos de las verduras verdes, proteína magra del pescado, y grasas buenas de las semillas, nueces y aceite de oliva. Al digerirse más lentamente, consigues una fuente de energía más duradera y eficiente.

Fatiga constante y baja energía

Si sientes que estás constantemente fatigado y tus niveles de energía son muy bajos, es probable que no comas suficiente.

No es mala idea tomar algo de fruta deshidratada antes del WOD para darte un subidón de energía. Jamás te saltes una comida. Y, por supuesto, realiza 5 o 6 ingestas moderadas de alimentos a lo largo del día, con las porciones necesarias, pero sin exagerar, en lugar de 2 o 3 muy copiosas. No querrás que tu sistema digestivo esté todo el día trabajando, pues este hecho te causará un estado letárgico y cansado a todas horas que afectará gravemente a tu rendimiento.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS
Responsable: TITAN FITNESS S.L.
Fin del tratamiento: El envío de comunicaciones sobre nuestras novedades, tanto informativas como comerciales o de cualquier otro tipo.
Legitimación: El consentimiento del usuario.
Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Contacto: info@titanboxwear.com
Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra Política de Privacidad.